Facebook Twitter RSS

Director General: Pedro Ricalde Arjona


Domingo, 17 de Noviembre del 2019
Num. 1007

¡TRUMP! ¡TRUMP! NO SE PREOCUPEN, CAMBIO DE PLANES.


    No quería meter mis narices en este enojoso asunto, pues hay personas más calificadas que no se meten aunque sea su deber hacerlo como la Secretaría de Relaciones Exteriores (S.R.E.), así que había pensado que mejor no metía mi cuchara, pero viendo que hace falta alguna opinión un poco más sensata que la del mismo Trump, he decidido entrar de “metiche” en esto.
    Antes que nada, hay que hacer una distinción, precisamente con cierta sensatez, de que aquí como en los E.U., existe una diferencia enorme entre la población “originaria o sencilla” y la llamada “clase política” que con toda lógica y actualmente forma el gobierno en sus tres niveles,  y como comparativo les digo: puedo ser muy amigo de una persona “normal” como yo mismo creo ser, pero si este amigo entra a algún puesto de gobierno con cierta “re$ponsabilidad”, ya no puedo ni debo confiar en él, pues ha entrado a una esfera de diferentes intere$es que son tan fuertes que cambian cualquier otra conducta que pudiera haber tenido antes cuando se “codeaba” conmigo. En realidad – hay excepciones por supuesto, pero sin verdaderas consecuencias que modifiquen la “media nacional” -, estar en el gobierno de cualquiera de estos dos países en “puestetes” de cierta importancia, significa un cambio de dios y de religión, se vuelven adoradores del “Becerro de Oro”, con todas sus consecuencias. Ahí se los dejo.
    Lo primero que quiero decirles al “meter la pata”, es que, no se preocupen del “pato”, preocúpense de la Hilaria. Cualquiera es malo para nosotros, pues ningún presidente “gringo” ha sido bueno para nosotros, así como tampoco ninguno de nuestros políticos (excepto – tal vez – Miguel Hidalgo y Costilla; José María Morelos y Pavon:  y Benito Juárez García, ya todos muertos por desgracia ) ha sido bueno con la población en general y con la patria, la prueba está en la enorme cantidad de mexicanos en la pobreza y la extrema pobreza (tantos como 60 millones de un total de ciento diez millones) que actualmente existe, cantidad que se ha ido arrastrando como una maldición pero que no ha desaparecido nunca, eso es lo que hay que tener en mente. Por supuesto que ya ustedes saben que lo poco que escribo no es a favor de un gobierno, es a mi propio favor y de mis conciudadanos independientes, responsables, honestos y trabajadores de todos los días. ¡Ufff! ¿ los Hay?
    Bueno pues, no olviden que en relación con doña Hilaria, hace como tres años, cuando era Secretaria de Estado, se le descubrió que tenía dos teléfonos celulares, uno del departamento de Estado y otro en donde enviaba mensajes de sus asuntos “particulares”, y resulta que estos últimos, eran entre muchos de ellos, mensajes al embajador de los E.U. en México, dando instrucciones de cómo implementar el cambio de régimen para la “privatización” del petróleo en nuestro país. ¿Lo pueden creer ustedes? ¡Qué linda ella!
    Lo asombroso es que una vez que fueron autorizadas las decodificaciones y publicaciones de dichos mensajes por mandato de las autoridades de E.U., se supo por la prensa internacional y nacional que era verdad lo que se sospechaba que doña Hilaria, desde su “puestecito” en el gobierno “gringou” había tenido interferencias sobre los cambios que posteriormente se presentaron en un plan llamado “Pacto por México” que dio lugar a la malhadada frase (“Mover a México” que está en plena acción), y se hizo o se está efectuando la supuesta privatización al gusto del imperio y nosotros “milando como chinitos”. ¿Tendré derecho a decirles lo que todo el mundo ya sabe?  En realidad, creo que soy el último en saberlo, como les sucede frecuentemente a los esposos engañados.
    Entonces, el punto importante aquí es que,  tan mala es para nosotros doña Hilaria como el “Pato”. Pero en el caso de Donald, la ventaja que le veo, es que es tan hablador que siempre dice lo que piensa que va a hacer, eso significa que tendremos tiempo para prepararnos, así que – por otra parte - no es nada nuevo que ese gobierno extranjero quiera influir sobre nuestra patria y perjudicarnos en su completo beneficio. Así que venga quien venga, Donald no puede contra nosotros aunque nos haya amenazado de invadirnos y hacernos la guerra, es por eso que lo primero que debemos hacer es aceptar plenamente su idea de levantar un muro que cubra toda la frontera, no se da cuenta el bruto, que lo primero que haría tal adefesio, seria dificultar la invasión por tierra.
Ese muro – aquí viene la primera modificación al plan del “pato” -, aceptando su estúpida idea, el costo sería cubierto por “partes iguales”, nada de que nosotros pagamos, aceptamos pero ambos pagan, eso es lo justo. El muro debe ser de tres metros de alto y un metro de ancho de concreto y alambres de púas en toda su extensión completamente electrificado, vigilado las 24 horas del día por medio de “drones” dirigidos desde satélites. Y, de ese modo como piensa Trump, nadie entra a E.U., pero tampoco, nadie sale de E.U., al menos por tierra. ¡Perfecto!
    De esa manera, aprenderíamos a no depender ni a esperar nada de ellos o de sus cambios de humor y a no servir a sus intereses, ¡vamos a trabajar solos y solo para nosotros! ¡Con nosotros, pan y cebollas!  Adiós a la “gringolización” que sus gobiernos pretenden desde hace siglos.
    Segunda modificación al plan del rubio candidato. Inmediatamente de haber dado gusto a ese “candidote” a la presidencia del imperio, sin decir nada, empezaríamos un foso de 30 metros de profundidad, por 200 metros de ancho, llenándolo con las aguas del río Bravo, así, si algunas tropas del “pato”, saltan la barda (no la van a destruir porque les habrá costado hacerla, una buena “lana”), caerían en el agua, la que también puede estar lista para ser electrificada automáticamente. Este foso, sería pagado en su totalidad por los centroamericanos o  inmigrantes asiáticos que quieran ir al norte pasando por nuestro territorio.
Ahora bien, el problema de una invasión por aire, ahí tendríamos que iniciar unas entrevistas secretas con Putin, al igual que los Venezolanos, para que nos alquilen aunque sea – si no nos quieren vender ya que nuestra moneda no tiene respaldo del “patrón” oro que ellos quieren -, sus aparatos de inutilización de sistemas electrónicos que ya han utilizado en el mar Negro con todo éxito en el asunto de la península de Crimea. Y, el resultado es que como todo su enorme ejército (del presidente Trump)  opera con base en las más avanzadas computadoras y armas electró-mecánicas, sus satélites y sus aviones sub-sónicos y super -sónicos son guiados por computadoras, éstas serían completamente inutilizadas por las ondas Rusas, antes de que nos atacaran y como nosotros tenemos más aviones mecánicos sin computadoras y lanzamiento de guijarros con cubierta de acero, entonces, ellos quedarían desarmados a la primera y recuperaríamos “El Álamo”, la isla del Padre y Columbus, como indemnización de guerra. ¿Cómo la ven?
El caso, es que no hay que temer nada, pues la otra situación con lo de la idea del foso, sería que a los presos de todo el país (menos el “Chapo”, pues no se puede contar con él si se escapa otra vez) se les trasladarían a la frontera norte y datándolos de grandes palancas y remos, trabajarían día y noche, remando, remando y empujando para que a través del tiempo, navegando, separaríamos a nuestro país del imperio del norte por un nuevo mar, pues entrarían las aguas del golfo de México y las del Océano pacífico formando un enorme brazo de mar y ya no estaríamos “pegados” a nuestros incómodos vecinos y sus políticas racistas e imperialistas. Estoy seguro de que cuando se den cuenta de esos planes, se disculparía el mismísimo Trump de sus “caballadas” y diría públicamente: “Mi, quereeer muchouu a los mexicans curios; ser muy guapous. Y, utilizaría en sus actos públicos camisetas que dijeran: I (corazón) Mexicouuu!  Abur.
Nota aclaratoria: Todas estas “ideotas” que comparto con ustedes, se me vinieron a la mente, después de unos profundos “toquecitos” de una yerba color café-verdosa (legal, para usos recreativos únicamente) que me mandaron de los Ángeles por un antiguo amigo que me dijo (no lo sé con seguridad), que es una mezcla especial de las que usa el “pato” antes de sus discursos.
    Cozumel, Quintana Roo, a los 12 días del mes de marzo de 2016.-Abog. Joaquín A. González Peraza.
     
 

Lo mejor de

 

 

 

 

 

 

 

Los Países que más nos visitan

Facebook    Siguenos

La Opinión de hoy